Creatividad (femenino). De creativo e -idad. Facultad de crear. Esto es lo que dice la RAE, pero hoy en día es un requisito básico en muchas de las empresas que configuran el mercado laboral actual. No es solo cuestión de originalidad, sino de aportar soluciones a problemas con nuevas perspectivas que aporten un enfoque más creativo. También se puede decir que nos encontramos en un momento de explosión artística. Y es que el arte también es un trabajo -que no es lo mismo que trabajar por amor al arte-. Lejos queda ya la visión que relega al artista a un segundo plano de la sociedad, que no reconoce su trabajo. Ahora el arte es también un negocio.

Paula Peña

Paula Peña, arquitecta y diseñadora gráfica en ACCIONA Ingeniería Cultural, aporta su visión desde su experiencia: “Me apasiona dedicarme al diseño en el ámbito de la cultura. En mi caso, la creatividad es una herramienta que me permite conjugar la expresión artística y el valor estético con la narrativa y la funcionalidad en los proyectos. Es muy gratificante llegar a transformar los retos en soluciones mediante un proceso creativo, especialmente cuando se realiza en equipo.”

Ya sabemos que la creatividad es una de las cualidades más buscadas hoy en día. Al final es lo que diferencia a unas empresas de otras, no solo lo que hacen, sino también cómo ejecutan sus proyectos. Y es justo ahora cuando comienza a reconocerse la labor de las mujeres en negocios tradicionalmente dominados por hombres: agencias de publicidad, marketing y eventos, empresas culturales, asesorías y soluciones creativas, carreras artísticas como la pintura, el diseño de interiores…

Rara es la empresa cuyo departamento de comunicación no está prácticamente compuesto por mujeres en su mayoría. Históricamente ha sido así, pero también históricamente se ha negado el reconocimiento a la labor femenina. Sin embargo, las cosas están cambiando. Hay duplas femeninas arrasando en premios internacionales, concursos públicos y gestando proyectos de gran envergadura. Equipos liderados y formados por mujeres que trabajan duro para ofrecer nuevas perspectivas en sectores tan diversos como el STEM (Ciencia, Tecnología, Ingeniería y Matemáticas), el bussines work o media production.

Rocío Verdejo

En palabras de Rocío Verdejo, directora creativa: “La presencia de mujeres creativas en el sector de la publicidad, el marketing y los eventos es aún muy limitada, aun siendo una profesión deseada y con un alto porcentaje de chicas jóvenes cualificadas en este ámbito. Animo a todas las mujeres que sienten que este es su camino a no desistir, a reconocer sus logros, a trabajar para inspirar a las nuevas generaciones. Pienso que la creatividad es algo muy necesario, la palanca para cualquier transformación”.

El problema al que se enfrentan diseñadoras gráficas, artistas, comunicadoras, publicistas y otras mujeres que desempeñan oficios creativos es doble. Por un lado, la concepción errónea de que el trabajo creativo y artístico se remunera con la propia expresión y, por otro lado, el dudoso reconocimiento de su trabajo en un mundo laboral dominado tradicionalmente por hombres. Para hablar más concretamente: más del 50% de los licenciados en publicidad son mujeres, sin embargo, solo un 20% de ellas trabaja en departamentos creativos de agencias (Portavoz.net, 2021). Además, solo el 14% de mujeres ocupa el puesto de directora creativa de las empresas. La brecha es abismal. El 99% de cargos creativos está ocupado por hombres mientras que el 80% de poder de compra de este ámbito lo tiene la mujer.

Elisa Bailey

Elisa Bailey, responsable del área curatorial, afirma: “Creo que la creatividad es una excelente herramienta para brindar soluciones prácticas a necesidades y problemas reales. Y con la capacidad analítica, la empatía y la sensibilidad que poseemos muchas mujeres, tenemos grandes habilidades y buenas herramientas para desarrollarnos en los campos creativos”.

Es curioso que se relacione a las mujeres con la sensibilidad artística, pero se traduzca en una menor presencia en el mercado, en falta de oportunidades y de confianza generalizada. En ACCIONA Ingeniería Cultural, el 59% de plantilla está compuesta por mujeres. Y estas representan el 68% de los puestos creativos en la empresa, lo que deja patente que también hay compañías en las que se apuesta por el talento femenino tanto como por el masculino, teniendo en cuenta que la creatividad no tiene género y no es una característica implícita en el hecho de ser mujer u hombre.

Idealmente para el éxito de un proyecto, el proceso creativo debe ser abierto y la cooperación clave. Poner el foco en las personas y superar los estereotipos sobre hombre/mujer, deberían ser prioritarios en cualquier empresa, también para avanzar como sociedad.

Carla Prat

Carla Prat, directora artística, lo resume así: “Pienso que las expresiones culturales y creativas tienen un poder transformador inigualable. Para mí abren la posibilidad de romper estereotipos, fomentar voces diversas, promover la igualdad de género y explorar nuevas visiones del mundo.”

Trabajar desde un enfoque igualitario e inclusivo en el que se potencie el talento de las personas en su individualidad, así como en las diferencias que las complementan, sin duda hará de este un mundo mejor y más justo.